Jordan y Abdul Jabar reciben la Medalla presidencial de la Libertad.

Y después de todo este tiempo Michael Jordan y Kareem Abdul Jabar siguen ganando medallas. Esta vez de manera un poco diferente a las que podían estar acostumbrados, ya que no se las entregaron después de 48 minutos de partido, sobre una pista de baloncesto, estando sudados y tras abrazarse con sus compañeros de equipo.

El lunes tuvo lugar la entrega de la Medalla presidencial de la Libertad a diferentes personas relacionadas con el arte, cultura, investigación y deporte en la Casa Blanca. Esta medalla es la máxima condecoración civil entregada por el presidente de los Estados Unidos de América. Esta medalla se entrega como reconocimiento a las personas que han llevado a cabo “una contribución especialmente meritoria a la seguridad o los intereses nacionales de los Estados Unidos, la paz mundial, cultural o en otras importantes iniciativas públicas o privadas.”

Obama se dio el gustazo, como uno de sus últimos actos, de darle la medalla a dos de los más grandes jugadores de baloncesto. Y digo gustazo, porque es sabido que es un gran fan y conocedor de este deporte. y si, por si lo dudabas, Obama volvió a montarse un monólogo digno de cualquier cómico.

 

La verdad es que la entrega de las medallas fue bastante entretenida, os dejo el link al video de toda la ceremonia (inglés). Entre otros, fueron galardonados el matrimonio Gates, Ellen Degeneres, Bruce Springsteen y Robert De Niro

Kaepernick, ni de pie, ni mano en el corazón

Hace ya cinco semanas que tuvo lugar el Kickoff Game de la NFL, o lo que es lo mismo, el partido inaugural de la temporada 2016-2017 de fútbol americano en Estados Unidos. Sin embargo, la polémica ya estaba servida incluso antes de que se anotará el primer touchdown de la temporada.

Un nombre y un apellido, Colin Kaepernick. ¿Quién eres? ¿Que haces aquí? ¿Que está pasando? Para empezar, ¿quien es? Kaepernick es quarterback en los San Francisco 49ers. ¿Que hace aquí? Decidió comenzar una protesta, cuanto más sonora posible y ya veras porqué lo digo, contra las actuaciones policiales que se han llevado en estos últimos tiempos contra la comunidad afroamericana en diferentes estados de Estados Unidos. Y la pregunta del millón, ¿que está pasando? Quizá una imagen lo describa mejor.


Si lo que estaba buscando era generar controversia y polémica, desde luego lo ha hecho, y a lo grande. Rodilla en al suelo, en el césped cuando suena el himno de los Estados Unidos es, como poco, tocar el punto común y más sensible del ciudadano estadounidense.

Más allá de si la protesta en lícita o no, si está tratando con más o menos rigurosidad la situación, si está haciendo algo positivo o por el contrario está agravando la situación. Más allá de todo esto, con lo que me quedo yo es la forma de hacerlo. 

Ni tú, ni probablemente nadie se le habría pasado por la cabeza que pudiese hacerlo así. Si escribiese una forma, este tipo de protesta no estaría contemplada. Evidentemente esto ha tenido una repercusión enorme, con una avalancha de críticas y de comentarios. Sin embargo, también ha encontrado apoyos dentro de su equipo, de la liga e incluso de jugadores de otras ligas. Y hablo de otras ligas como la Major League Baseball, es decir, de las ligas mayores de baseball.

Terminada ya la jornada 5 en la NFL, el incendio generado se ha atenuado a pesar de que los jugadores siguen incando la rodilla. Bien es cierto, que puede que todo esto vuelva a reavivarse cuando otra de las grandes ligas de Estados Unidos comience su temporada regular, como es la NBA

Así que ya ves, ¿quien te iba a decir a ti que verías a un estadounidense sin guardar ese respeto por el himno y la bandera?