Vosotros en el Combine y él luchando por una Euroliga

La situación que se está dando este fin de semana es cuanto menos curiosa en el mundo del baloncesto. A poco que estés metido en el mundo del baloncesto sabrás que este fin de semana es el de la Final Four de la Euroliga en Belgrado. Si estás un poquito más metido y eres seguidor de esta liga, entonces sabrás que ayer Fenerbahce ganó a Zalgiris y que Real Madrid ganó a CSKA Moscu. Por lo tanto la final que se celebra mañana la jugarán los de Obradovic contra los de Laso. Entre todos ellos un nombre, Luka Doncic.

A su vez, como los muy fans de este deporte sabrán, se está celebrando el “NBA Draft Combine” en Chicago. Si has sido capaz de hilar estos dos hitos ya sabes por donde voy.

Draft Combine – es un conglomerado de pruebas físicas (habilidades, fuerza, destreza, tiro…) y entrevistas que realizan los candidatos a salir elegidos en el draft de la NBA.

Con todo esto a donde quiero llegar. El Combine a fin de cuentas es una manera de que los jugadores muestren sus capacidades, un gran escaparate junto con sus actuaciones pasadas en la liga universitarias. Además de estas pruebas, están las propias que hacen los equipos. Luka Doncic no estará en ninguna de las dos.

¿Es esto una desventaja para él?

No estoy segura si lo es o no, porque allí, los que eligen tienen una manera de pensar muy diferente a la nuestra. Y es aquí donde me llama la atención la situación. Mientras que muchos de candidatos al nº1 del Draft están haciendo pruebas y jugando pachangas, Luka Doncic se está jugando una Euroliga. De la misma manera las pruebas con los equipos coinciden con los playoffs de la ACB. ¿Será suficiente para convencer a la NBA?

Por cierto, yo creo que hay más ojeadores NBA en Belgrado que aficionados del Real Madrid 😛

 

De jugador a entrenador de basket

Últimamente, y ya desde la temporada pasada el mundo del baloncesto me deja una situación muy curiosa que me da que pensar y que puedo resumir en un, “ya has visto mucho baloncesto”.

Lo que quiero decir con que he visto mucho baloncesto es que llevo viendo muchas temporadas y con ello muchos jugadores y muchos partidos. También tiene algo que ver me este haciendo mayor. Pero resulta que de estos dos o tres años hasta hoy no hago más que ver como varios jugadores a los que pertenecen los primeros recuerdos que tengo de baloncesto, no sólo han colgado las botas, sino que se han puesto el traje. Y sino fíjate que lista más decente me sale:

  • Jason Kidd. De las canchas al banquillo de Brooklyn Nets y ahora Milwaukee Bucks. Actualmente en sus manos el desarrollo de una de las grandes estrellas del futuro cercano de la NBA, Antetokoumpo.
  • Jasikevicius

    Sarunas Jasikevicius (Zalgiris Kaunas)

    Sarunas Jasikevivius. Probablemente uno de los más sonados, que paso del pantalón corto al traje en el mismo equipo, en el Zalgiris de Kaunas. Creo que todo el mundo esperaba esta transición antes o más tarde.

  • Jaka Lackovic. Otro nombre que recientemente me he encontrado en los banquillos aunque no como entrenador, sino como ayudante es Jaka Lackovic. Tanto con su selección, Eslovenia, como en el Bilbao Basket.
  • Steve KErr

    Steve Kerr (Golden State Warriors)

    Steve Kerr. También tengo algún que otro recuerdo de verle vestido de corto ya en su etapa final a Steve Kerr. Cuidado, que este tiene un palmarés curioso, para empezar dos anillos recién conseguidos como entrenador. Algún día recopilare todo lo que tiene en sus vitrinas.

  • Luke Walton. El actual entrenador de los Lakers previo paso como ayudante de Kerr. ¿Error? ¿Acierto?
  • Pablo Prigioni. Uno de los más recientes, que antes de quitarse las zapatillas ya se estaba poniendo la americana. Quizá es esa inmediatez le ha hecho darse un buen golpe con el Baskonia, llegando a dimitir por los horribles resultados del equipo

No se si me dejo algún que otro gran nombre más, pero teniendo en cuenta que no todos los jugadores deciden ser entrenadores, parece que sí que he visto unas cuantas horas de esto.