El baloncesto no deja de emocionarme

Como siempre, los últimos días del año se llenan de resúmenes de todo lo que ha sucedido durante el año en todos los ámbitos. En lo que a mi respecta estos días han estado repletos de imágenes maravillosas que han sucedido en el mundo del deporte, de todos. He visto unos cuantos y se me ocurren algunos como la remontada de los Patriots en la Superbowl, el décimo Rolland Garros de Rafa Nadal, el europeo de las chicas de basket, las finales entre Warriors y Cavs, la victoria de Sergio García en Augusta o el adiós de Usain Bolt.

Todo esto deja momentos brillantes y emocionantes, que me hacen disfrutar a cualquiera desde el salón de casa. Yo, apasionada de la inmensa mayoría de los deportes, los vivo como la que más. Pero de todo ellos, el baloncesto siempre será el deporte que más cosquilleo me proporcionan a lo largo del año. Creo que es el deporte por excelencia a la hora de hablar de emociones, sustos y grandes momentos. Una canasta en la última posesión o sobre la bocina, para ganar un partido o un campeonato. Mates, pases, rotura de tobillos… Incluso los triples ya son highlights.

  • El triple de Kevin Durant sobre Lebron James en las finales de NBA. Y otras tantas jugadas que nos dejaron esos 5 partidos.
  • Los triples desde medio campo de Curry o de Llull. Porque los tienen allí y los tenemos aquí.
  • Russell Westbrook y su triple doble de promedio. Sus mates, sus pases, sus jugadas individuales de lado a lado de la cancha.
  • El adiós de Kobe Bryant o Tim Duncan. Mientras lo escribo se me vienen un puñado bien grande de jugadas y movimientos de los dos.
  • Obradovic campeón por novena vez de la Euroliga. Si crees que un entrenador no puede dejar momentazos e imágenes es que no has visto un partido de Obradovic.
  • Luka Doncic. Lo extraordinario.

No te dejo ninguna imagen, estoy segura que o ya las has visto o eres capaz de ir poniéndolas a medida que lees esta mini entrada.

Por cierto, Feliz Año!

2015 y un Djokovic intratable

Fin a la temporada del Tenis. Acaba de terminar ATP World Tour Finals y con ello el tenis hasta el año que viene (vale, si, queda la Final de la  Copa Davis). Y ha sido de esas temporadas que te dejan con la boca abierta, porque por ella ha transitado andando, y digo andando, un jugador. A saber: Novak Djokovic.

A mi me da la sensación de que este año no interesa tanto el tenis, no se sigue tanto; y evidentemente se debe a que Nadal no está en sus mejores días. Un clásico en este país. Esto ha dado lugar a que nadie es consciente de lo que ha sucedido este año. Todo el mundo se acuerda de aquellos años espectaculares de Federer, ¿por qué? porque estábamos todos emocionados con Rafa Nadal. Este año parecía que no jugaba Nadal y nadie se ha dado cuenta (o quizás unos pocos) de que Djokovic ha hecho el mejor año de la historia del Tenis.

Djokovic ha terminado primero en el Ranking ATP (lógico y normal) con 16585 puntos. Aquí ya está la primera barbaridad: es el año en el que el nº1 del ranking ha sacado más diferencia al segundo, unos 7915, no más ni menos. Esto lo ha conseguido ganando 11 títulos de 16 posibles, a saber

StatsNole1

 

Vamos a poner algún que otro número más, victorias y derrotas en Grand Slams y Master 1000. Como cambian las victorias y derrotas según juegue en tierra o en pista; o si es bajo techo o al aire. Los porcentajes que tiene de victorias son cuanto menos impresionantes en todas las situaciones, mirad:

StatsNole3

Más del 95% de victorias en los grandes torneos con un número más que relevante de partidos en ambos, ya que todo los torneos que ha jugado ha llegado a rondas finales.

StatsNole4

Un dato que además añado a esta última tabla, en el último torneo en el ATP World Tour Finals perdió su primer partido indoor después de 2 años. De nuevo más de 90% en todas las situaciones, vamos que este año le pones a jugar en arena de playa o en grava y te gana 3 torneos o los que haga falta.

StatsNole6

Y para terminar, en estas situaciones que planteo el % es menor, pero teniendo en cuenta los números absolutos, las cifras ya impresionan un poco más. Que contra Top10 haya perdido 5 partidos de 36… por cierto ¿contra quien ha tenido esas derrotas? Solo tres jugadores: Federer (x3), Murray y Wawrinka

 

Para terminar comparemos sus últimos años, partidos jugador y victorias del 2010 al 2015. Este superaño ha sido donde más a jugado y donde más ha ganado en terminas absolutos. En porcentajes de victorias no ha sido el mejor (93,2%), pero ha estado cerca, solo superado por el 2013 (94,9%)

GrafNole1

 

Esto es el frío dato, si además nos ponemos a ver partidos, la superioridad en la pista a veces es hasta insultante. Un año donde simplemente no le ha parado nadie. Veremos que sucede el año que viene con él y con los otros dos supeclases en esto de la raqueta y la bola como son Federer y Nadal.

Esto ha sido un punto, juego, set, partido y 11 títulos para Djokovic. Otro gran jugador de tenis para la historia de este deporte.